domingo, 2 de junio de 2019

La diabetes gestacional está asociada con mayor riesgo de diabetes en el niño y adolescente

La diabetes gestacional está asociada con mayor riesgo de diabetes en el niño y adolescente

Los riesgos de la diabetes gestacional (DG) se circunscriben en la mujer gestante al mayor riesgo cardiovascular (RCV) y a la posibilidad de debutar como diabetes tipo 2 (DM2) y en el recién nacido al riesgo perinatal derivado de la macrosomia.
Por otro lado sabemos que el 90% de los niños con diabetes (DM) presentan diabetes tipo 1 (DM1).
La prevalencia en el pico de  autoanticuerpos de una manera persistente contra los antígenos de células de los islotes pancreáticos ocurre a la edad de los 2  años aunque muchos niños progresen hacia la DM1 años más tarde, de ahí su determinación precoz, como comentan los  Standar Medical Care (SMC). Existen algunos indicadores que aumentan la probabilidad de progresión hacia la DM1, como las infecciones enterovirales recurrentes, la ausencia de la vacunación contra el rotavirus y la mayor edad de los progenitores y que podrían facilitar una detección más temprana de este problema. Todo ello teniendo en cuenta que en el debut de la DM1 una cuarta parte de éstos presentan cetoacidosis, una complicación que podría ser evitada antes del diagnóstico. En un estudio sueco de Hussen HI et mostró que la DG y la DM2 estuvo asociado con DM pediátrica con una tasa de riesgo de incidencia (incidence rate ratio (IRR)  de 1,85 (IC 95% 1,53–2,23). Que más del 90% de los niños y adolescentes con DM1 tenían hasta 6,2 mayor IRR si la  madre padecía DM1 y hasta 7,6 veces si el padre padecía DM1, frente a no padecerla. 
Un estudio de Pace R et al reciente y sobre una cohorte retrospectiva mostró como la DG y la HTA gestacional era indicadores de DM incidentes.
Hoy comentaremos los datos de salud provenientes del Régie de l’assurance maladie du Québec (RAMQ) es un seguro sanitario que cubre provincia de Quebec (Canadá) relativos a los nacimientos y defunciones con el que estudiar la asociación entre la DG y la incidencia de DM en la infancia y la adolescencia de sus descendientes. 
Para ello se confrontaron al azar  nacimientos de niños vivos de madre con DG (1990-2007) en relación 1/1 con niños vivos de madres sin DG. El seguimiento se hizo hasta marzo del 2012 y el método estadístico utilizado para dicha comparación fue de modelos aleatorios proporcionales ajustados y no ajustados Cox. Y un análisis secundario considerando grupos de edad desde el nacimiento hasta los 12 años y entre los 12-22 años.
Según este análisis la incidencia de DM pediátrica (por 10.000 personas y año) fue más alta en descendientes nacidos de madres con DG (4,52, IC 95% 4,47–4,57) que en madres sin DG (2,4, IC 95% 2,37–2,46). Aplicando un modelo ajustado proporcional Cox aleatorio el presentar DG estuvo asociado con el desarrollo de DM pediátrico, hasta los 22 años una tasa de riesgo aleatorio (hazard ratio [HR]) de 1,77 (IC 95% 1,41–2,22), hasta los 12 años HR de 1,43 (IC 95% 1,09–1,89) y entre los 12 y 22 años un HR 2,53 (IC 95% 1,67–3,85).
Según esto padecer  DG está además asociado con un riego incrementado de DM incidente en los descendientes niños y adolescentes. Aunque ya sabíamos que la DM2 y DM1 en los padres aumentaba el riesgo de DM en su descendencia, ahora conocemos que la DG en la madre puede ser un indicador de riesgo de DM en su descendencia hasta los 22 años.
Con todo, este estudio tiene limitaciones derivadas de la base de datos utilizada dado que no pudieron distinguir la DM1 de la DM2 en los niños, y aunque a priori el 90% sería DM1. No poder determinar la edad y índice de masa corporal de las madres en el embarazo, aunque sí el índice de macrosomía de los infantes. No se determinó el hábito tabáquico, actividad física o ingesta.
La explicación de la insulinorresistencia como un factor que acelera la destrución de las células  β pancreáticas y con ello aumenta la reacción inmunológica de individuos predispuestos a la hora de presentar una DM inmunológica, sería plausible para ambos tipos de DM en esta edad. 
Un argumento a tener en cuenta en nuestros infantes a la hora de detectar, retrasar o evitar la DM en estas edades.

Blotsky AL, Rahme E, Dahhou M, Nakhla M, Dasgupta K. Gestational diabetes associated with incident diabetes in childhood and youth: a retrospective cohort study. CMAJ. 2019 Apr 15;191(15):E410-E417. doi: 10.1503/cmaj.181001.

Hussen HI, Persson M, Moradi T. Maternal overweight and obesity are associated with increased risk of type 1 diabetes in offspring of parents without diabetes regardless of ethnicity. Diabetologia 2015;58:1464-73.

 Rawshani A, Landin-Olsson M, Svensson AM, et al. The incidence of diabetes among 0–34 year olds in Sweden: new data and better methods. Diabetologia 2014;57:1375-81.

Pace R, Brazeau AS, Meltzer S, et al. Conjoint associations of gestational diabetes and hypertension with diabetes, hypertension, and cardiovascular disease in parents: a retrospective cohort study. Am J Epidemiol 2017;186:1115-24.


No hay comentarios: